Moisés Simons, la raíz del maní

Posted on Actualizado enn

Moisés Simons, junto a Jeanne Bourgeois (Mistinguett), estrella del Casino de París
Moisés Simons, junto a Jeanne Bourgeois (Mistinguett), estrella del Casino de París

La canción más famosa de Cuba es, sin duda, ‘El manisero’. La melodía ha sido versionada en más de 160 ocasiones. El autor de esta pieza fue Moisés Simons, un pianista, compositor y director de orquesta.

Simons nació el 24 de agosto de 1889 en La Habana (Cuba). Comenzó sus estudios musicales a los cinco años con su padre, Lenadro Simón Guergué, un músico de origen vasco. Con nueve años Simons ya era el organista de la iglesia de su barrio, y con 15 años empezó sus estudios avanzados de composición, armonía, contrapunto, fuga e instrumentación.

Se hizo pianista de concierto y director musical trabajando para varias compañias de teatro lírico. Trabajó en el Teatro Martí, presentado comedias musicales, y en el Teatro Peyret bajo las órdenes de Vicente Lleó, compañía con la que realizó giras por México, República Dominicana, Puerto Rico y otros países de Iberoamérica.

Simons fundó su banda de jazz en 1924, la cual estaba compuesta por cuatro personas en un principio pero en 1926 se unieron dos más. Tocaban en el Hotel Plaza de La Habana y cobraban 8 pesos diarios. Un huracán destruyó todas las obras que había escrito el cubano hasta ese momento.

En 1928, bajo el sello Columbia grabó la canción ‘El manisero’, interpretada por Rita Montaner. Esta pieza la compuso mientras estaba sentado en un establecimiento entre las calles de San José y Amistad (Cuba) y se basó en los pregones que escuchaba en la calle.

La melodía se volvió famosa rápidamente y en Nueva York se volvió popular gracias a Antonio Machín, quién cantó la segunda versión de la canción.

A pesar de ser músico, lo que realmente apasionó a Simons fue la investigación de la música cubana. Llegó publicar sus investigaciones en periódicos y revistas. Se encuadró en la llamada ‘Época de oro’ de la música cubana.

Se marchó a Paris donde logró perfeccionar su estilo. Su obra culmen fue ‘Toi c’est moi’, una opereta sencilla, que conquistó la capital francesa. Tras su estadía europea volvió a Cuba en 1942, aunque luego se marchó a Tenerife y La Coruña para luego partir hacia Madrid.

En la capital fue contratado para representar ‘Toi c’est moi’ y ‘Bambu’. Murió en la capital española el 24 de junio de 1945.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s